En la búsqueda por mejorar la relación entre las parejas apareció ahora una aplicación que tiene la intención eliminar las rutinas y quitar el polvo que el día a día pone sobre las dinámicas de pareja. Desire no es la única aplicación que ha surgido al respecto donde se pide a la pareja que juegue y se plantee retos que al cumplirse dan un puntaje, todo esto en un lapso de tiempo determinado.

Lo importante es que motiva para que se pueda competir entre ambos, hay todo un sistema de puntos que ayuda a ver quién se ha atrevido a más, quién ha logrado cumplir más retos, es una excelente manera de dar a conocer las fantasías que cada uno tiene, incluso si se tiene poca imaginación se puede jugar sin ningún problema porque aparecen una serie de opciones que van desde retos que se realicen en cenas, viajes; también juegos de roles, uso de ropa en particular. Conforme se ganan puntos se logra desbloquear más retos.

Aunque si se trata de personas con más creatividad se pueden escribir nuevos retos en los que se coloca un puntaje y un tiempo determinado para llevarlo a cabo. Esto es útil cuando se tiene una dinámica de pareja diferente en la que el juego se queda corto, donde se necesita subir el nivel de los retos o incluso disminuirlo y empezar con cosas más inocentes o menos arriesgadas.

Si no se cumple con el reto no pasa nada, quizás no se logre desbloquear ciertos logros u obtener trofeos, desbloquear nuevos retos, pero finalmente el objetivo no es otro sino divertirse, romper las dinámicas de siempre en las que las costumbres y las viejas formas llevan a la relación a caer siempre en lo mismo.

Una de las cosas que he aprendido con el paso del tiempo es que las relaciones que tenemos a veces no avanzan porque empezamos a repetir formas de actuar bajo las que entendemos la vida y que al final no resultan tan útiles como en un momento pensamos que lo serían. En muchas ocasiones nos damos cuenta de que nuestras parejas tienen otras formas de hacer las cosas y en el proceso de conocer a nuestra pareja siempre es necesario hacer adecuaciones que ayuden a llevar la relación por los caminos de la felicidad.

La aparición de aplicaciones que ayuden a desarrollar una mejor vida de pareja a veces parecieran ociosas, pero es interesante cómo el hecho de acercarnos a nuestra vida sexual como si fuera un juego permite que la relación no se entienda como algo que sólo se planea, sino que también se disfruta, divierte, sorprende, cambia y recupera el ritmo del deseo.

Desire es una aplicación que he estado probando en estos días, lo divertido ha sido esta forma de juego en la que la sexualidad se plantea entre ambos. Es, hasta el momento así me parece, una excelente forma de expandir horizontes cuando las ideas no llegan del todo.